Comienza a perder impulso la remontada

22 junio, 2019

La sólida recuperación de precios que mostraron los activos argentinos en las últimas semanas, al amparo de definiciones políticas locales que redujeron temores y de un contexto externo favorable al apetito al riesgo, comenzó a perder impulso en las últimas jornadas.

El mercado continuó en positivo, lo que le permitió por caso al S&P Merval marcar el martes un nuevo máximo intradiario en 41.478,15 unidades y, aunque cedió 0,5% en la semana (pero ganó 2,8% en dólares en línea con el resto de las plazas de región), entre los bonos soberanos hubo caídas de 9 a 65 puntos en sus tasas de rendimiento que reflejan la valoración que ganaron estos papeles, aunque fue menor que la que habían mostrado en semanas anteriores.

Además se suma la señal que entregó la tasa de riesgo país, que se replegó otro 3,2% (cayó de 851 a 824 puntos), pero muestra que le cuesta dar el paso para quebrar el nivel de los 800 puntos, a pesar de que el parámetro con que se mide (la tasa del T-Bond a 10 años) se mantuvo toda la semana en mínimos en más de dos años y la cerró al 2,05% anual.

“Habiéndose despejado gran parte de la incertidumbre política ligada a las alianzas y los candidatos, lo que queda ahora es un largo camino a las PASO. De ahora en más, es el turno de los encuestadores”, recordó ayer en un informe Consultatio, aludiendo a las señales de mayor cautela que reaparecieron a la exposición al riesgo argentino.

“El estado de ánimo del electorado suele resultar etéreo y sujeto a vaivenes inesperados, con lo cual la evaluación de las perspectivas financieras debería ser encarada con prudencia”, recomendó por su parte el analista Roberto Drimer, de la consultora VatNet.

Fuente: Link

RELACIONADOS